Desde Bowen, productores evaluaron tomar medidas de fuerza

El miércoles pasado, más de 150 productores se convocaron en la localidad de Bowen, departamento de General Alvear, Mendoza, para analizar la crítica situación que están atravesando ante la posibilidad de que se les expropien las tierras en las que viven y se les corte el suministro de agua para el riego.

07/09/2012 | 6:07

En la asamblea estuvieron presentes el vicepresidente primero de Federación Agraria Argentina (FAA), Julio Currás, acompañado por el Presidente de la filial de Gral. Alvear y director suplente del Distrito XIII, Carlos Achetoni y por el Director titular del Distrito XIII – Cuyo, Orlando Marino. “El motivo de esta asamblea fue evaluar los pasos a seguir ante la ofensiva del gobierno mendocino de expropiar tierras a los productores que tengan deudas por el avalúo, quitarles el suministro de agua para el riego artificial y ante el arbitrario impuesto al tacho que no es más que una herramienta más de recaudación que no responde a ningún tipo de fin social. Lo que estamos pidiendo es que se impulsen leyes de fomento y arraigo para las familias y no de expropiación y expulsión como las que están tratando”, explicó Currás.

 

Cabe aclarar, que la semana pasada luego de un corte prologando de las rutas, se llevó a cabo una reunión con el Superintendente del Departamento General de Irrigación, desde donde pretendían quitar el suministro de agua para el riego a los productores que tuvieran deuda del canon de riego. En dicha reunión, la FAA solicitó que se dé cumplimiento a la ley 4304 -que establece compensaciones para los productores que sufrieran daños por inclemencias climáticas- a fin de que puedan saldar sus deudas. Desde la Superintendencia se comprometieron a presentar en la legislatura provincial una modificación a la ley para que las compensaciones sean automáticas.

 

En relación a esto, Achetoni denunció: “Después de que el bloque justicialista no diera quórum para el tratamiento de la modificación de la Ley 4304 para las compensaciones automáticas a los productores y ante la posibilidad de la aprobación del proyecto oficialista del Banco de Tierras, estamos a la espera de lo que vaya a suceder en las sesión de la próxima semana”.

 

Y agregó: “Las instancias de diálogo están agotadas y nuestra postura es razonable, de no aprobar las compensaciones y dar de baja el proyecto para la expropiación de las tierras, tomaremos medidas de fuerza”, concluyó el presidente de la filial de Gral. Alvear.  

  

En la asamblea analizaron además, un nuevo impuesto que estableció el gobierno mendocino para compensar los aportes previsionales de los cosechadores de uvas. En relación a esto Marino explicó: “Este impuesto es una herramienta más de recaudación, ya que los aportes previsionales de los cosechadores ya están homologados y ahora nos quieren obligar a realizar el pago de este nuevo impuesto –en cinco cuotas-, por lo que aconsejamos no pagarlo hasta determinar una postura respaldada por abogados y contadores de cómo proceder“, concluyó el director federado.